martes, 1 de diciembre de 2009

¿Dónde mi Rey ausente?


ZP en el espejo se verá
como “Príncipe de la Paz”,
Godoy posmoderno
y metrosexual
de la España
discutida aquí y allá.

Suena de fondo
el discurso navideño
al son de la marcha real:
“Marchemos todos juntos
y yo el primero
por la senda constitucional”,
mientras los medios publicitan
el fin de todo lo que suene
a la PePa y a nacional,
como si estuviera
infectado de “antiguo régimen”
lo que no fuera nacionalista,
republicano y federal.

¿Pasaréis también
de ser “el deseado”
para convertiros
en “el osado”
de unos españoles
que “no se merecen
un gobierno que mienta”,
Majestad?.

España, geografía incierta
hoy, siempre maltratada
en geografías extrañas:
Ginebra, Bayona o Perpiñán.
Ciudadanos al fin rodeados
de monstruos producidos
por el capricho y el rencor:
volavérunt.
Pero, ¿no habíamos quedado
en desterrar la épica
de nuestra vida común?.
Y la nación pensando:
"¡Dios, qué buen vasallo,
si oviesse buen Señor!".

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada